English | Español
Loading
Pinos y cedros
Catálogo
Referencias
Lecturas recomendadas
Galería de pinos
Galería de cedros
 
Pinos y cedros
 
Plantas
 
 

Inicio - Especies - Conceptos - La gran familia | Plantas | Pinos y cedros



¿Cómo son?
Los representantes de este grupo son en su mayoría árboles aunque a veces pueden adoptar la forma de arbustos dependiendo de las condiciones del hábitat. Las características que los relacionan son:

Flores reducidas a sacos polínicos y óvulos, arreglados usualmente en conos.

El polen germina directamente en las paredes del óvulo.

Carecen de vasos en el xilema y células acompañantes en el floema y en lugar de eso tienen células alargadas denominadas traqueidas.


El saco embrionario es de cuatro células.

La fertilización es simple (el vehículo es el aire).

Las gimnospermas son plantas leñosas de crecimiento lento y muy longevas. A este grupo pertenecen las especies más longevas con individuos de más de 4,000 años y las más altas como las sequoias de California. La mayoría tiene ramificación con un solo eje principal (monopódica) y el tejido de crecimiento se ubica en la punta del árbol. El tallo tiene sistema vascular bien definido y la formación de anillos anuales de crecimiento que son un indicador de la edad.

La mayoría de las especies tiene hojas pequeñas con superficies (limbos) estrechos y reducidos. Los pinos en particular tienen hojas en forma de agujas que crecen en fascículos colocados en espiral y algunas veces están protegidas por brácteas. Los cipreses tienen hojas escamosas y las hojas de los ahuehuetes y oyameles son laminillas angostas y pequeñas.

La producción de resina y sustancias aromáticas es muy abundante en los pinos y cipreses ya que el tronco de muchas especies contiene numerosos canales resiníferos. La forma de la copa por lo general sigue un patrón triangular aunque puede variar y en el caso del ahuehuete constituye una copa amplia con las ramas hacia abajo. Su follaje es permanente.


 
m_img
Especies
m_img
m_img
Planeta